¿Cuánto dinero perdemos tras una crisis?

crisis
¿Cuánto dinero perdemos tras una crisis?

Una crisis de reputación, lejos de ser un incidente puntual que se diluye con el tiempo, tiene graves consecuencias sobre nuestra cuenta de resultados. No hacer nada o actuar de manera equivocada incrementa las pérdidas económicas que se producen tras una crisis.

Melissa Agnes, una de las mayores especialistas mundiales en gestión y superación de crisis, ha acuñado el concepto de Crisis Response Penalty (CRP). Se trata de un indicador que resume todas las pérdidas económicas directas e indirectas, tanto en el presente como en el futuro, derivadas de una respuesta inadecuada frente a una crisis. El CRP incluye pérdida de reputación, desconfianza de los inversores (con afectación en Bolsa o en proyectos de futuro), disminución directa de clientes o de ingresos por publicidad, reducción de facturación por interrupción del servicio prestado, pérdida de cuota de mercado frente a nuestros competidores, merma en la productividad al descender la moral y empeorar el clima laboral del personal interno, provisiones contables por descenso de ingresos o pago de costas judiciales y demandas en el futuro, subida de primas de seguro relacionadas con el evento crítico, pago de multas a las autoridades, etc.

Las pérdidas económicas por desgaste de reputación suelen considerarse como algo etéreo y abstracto, y este es el motivo por el que muchas organizaciones no hacen nada cuando estalla una crisis: creen erróneamente que "no hacer ruido" evitará males mayores. Por el contrario, los daños reputacionales provocan pérdidas económicas concretas y tangibles, especialmente cuando no reaccionamos o lo hacemos de manera incorrecta y reactiva. Diferentes estudios globales, como el realizado por Simon Cole para World Economics, muestran que la reputación equivale aprox. al 25% del valor total de una empresa (con excepciones como Apple, cuya reputación equivale al 60% de su valor total).

Lo sabe muy bien Facebook, que padeció la mayor caída en Bolsa de la historia en Julio de 2018, al perder el 20% de su valor (120.000 millones de dólares) en pocas horas, por efecto de su pérdida de reputación en el caso de Cambridge Analytica. Mark Zuckerberg reaccionó tarde y mal al escándalo y pagó un precio descomunal, inmediato y concreto, al menospreciar el valor de la confianza y la reputación en la opinión pública.

Evidentia proporciona herramientas y formación para tomar el control de este tipo de situaciones y responder rápido y bien, minimizando las pérdidas tras una crisis. Si no tiene un Plan Integral de Crisis, prepárese para lo peor.

 

Notícias relacionadas